martes, 24 de septiembre de 2013

Steve Jobs parte II: la historia continúa... el destino reconciliador


Jobs que era millonario y no tenía trabajo tras su despido de Apple. Por eso, compró la compañía The Graphics Group a George Lucas (por 10 millones de dólares) y la renombró Pixar. En ella se desarrollarían películas de animación como Toy Story, el primer largometraje de animación, al igual que otros títulos como Bichos, Monsters, Buscando a Nemo, Cars, Wall-E, etc. Jobs, junto con Disney, harían las delícias de mayores y pequeños en el cine. Para mí, esta fue la época más bonita de Steve. Pero no solo hizo esto, a sus 30 años, fundaría la compañía NeXT Computer, reuniendo a 7 ex-empleados de Apple: Bud Tribble, George Crow, Rich Page, Susan Barnes, Susan Kare (diseñadora gráfica que participó en la creación del Macintosh) y Dan Lewin.

En NeXT, comenzarían a crear estaciones de trabajo con sistema operativo incluido, siguiendo la filosofía de Apple de vender todo el conjunto. La primera estuvo preparada para 1988 y se llamó igual que la compañía, aunque muchos la conocían como “The Cube” por su característica torre de magnesio en forma cúbica. Una de las grandes innovaciones de este cacharro sería el sistema operativo, NeXTSTEP. Es por eso, además de por las modestas ventas de equipos, que la compañía pasó a centrarse en el software únicamente a partir de 1993. La rebautizada Next Software Inc., continuó con el desarrollo de su sistema operativo y centrándose en computadoras con microprocesadores Intel 486 y SPARC. Gracias a las computadoras de NeXT, se crearía el primer servidor World Wide Web y Doom. Acto reseñable que está bien puntualizar.

NeXTSTEP es un sistema operativo multitarea con kernel híbrido que funcionaba en distintas arquitecturas, como la 68000, x86, SPARC y PA-RISC. El SO se basó en el núcleo Mach y adoptó parte del código BSD. El sistema se basó en el lenguaje de programación Objective-C, haciendo más fácil escribir software para él. Este sistema Unix-like fue tan interesante, que Apple adquirió NeXT en 1996 para actualizar su desfasado sistema operativo de los Macintosh. Es así como nació lo que hoy conocemos como Mac OS.

Ese paso hizo que Jobs, por casualidades del destino, volviese a ser miembro de Apple. Entonces Jobs volvió a sus juegos para ganarse la confianza del líder de la compañía y logrando que lo nombraran director interino en septiembre de 1997. 

Una de las primeras medidas de Jobs fue la de firmar un acuerdo con su archienemígo Microsoft, para así ganar dinero que la compañía de Gates invertiría en Apple, poner fin a las luchas por la interfaz gráfica y que Microsoft se convirtiese en el suministrador de la suite ofimática Office para Mac. 

Jobs dedicó los esfuerzos de la compañía a crear una tienda digital de música, la iTunes Store, los conocidos iPod y las nuevas generaciones de computadoras Apple. Todo resultó un éxito de ventas que pusieron a la compañía en los más alto. 

2004 sería un año fatídico, ya que se le diagnosticó un cáncer de páncreas, superándolo tras un tratamiento y pudiendo regresar a su trabajo. 

Jobs también firmó un arcuerdo en 2006 con Intel para que fuese el suministrador oficial de microprocesadores para sus equipos, dejando de lado los PowerPC y la alianza AIM (Apple, IBM y Motorola). Así se acercaba más al nivel de desarrollo tecnológico de los IBM Pcs, a cambio de portar su sistema operativo Mac OS X a la nueva arquitectura x86 y x86-64. 

En 2009 se anunció que Jobs padecía un desequilibrio hormonal y que debía apartarse de la compañía. Entonces delegaría en Tim Cook, mientras se sometió a un trasplante de hígado. Ese mismo año volvería a su trabajo. Pero los problemas médicos no tardaron mucho en volver a aparecer, en 2011 nuevamente afloraron los problemas. Timothy Cook sería el sucesor de Jobs en 2011, tras renunciar como CEO de Apple. Desde entonces hasta su muerte, Jobs sería el presidente de la Junta Directiva de Apple y se dedicaría a tomar algunas decisiones relevantes de la compañía. Este cambio de rumbo, hizo que las acciones de Apple bajasen 5 puntos en bolsa. 

En 2011, su enfermedad venció y Jobs murió en Palo Alto, California. Allí donde todo comenzó, dejando esta vez un legado de hazañas por las que todo el mundo lo recordaría. Desde su nacimiento, la tecnología había dado saltos gigantescos. Los 800 transistores de la computadora TRADIC se ridiculizarían con los chips de Intel y AMD que poseían en unos milímetros cuadrados la ingente cantidad de 2.600.000.000 transistores. El mundo ya conocía la tablet iPad 2 que el propio Jobs presentaría. Desde el nacimiento de Bill Gates se había pasado a la creación de Windows 8 y los juegos de aquellos niños de los años 55 eran juegos de niños en comparación con el Call of Duty: Moder Warfare 3, valga la redundancia. 



Ahora solo puedo decir que, aunque Apple no sea una empresa admirada por mí y Jobs tampoco sea santo de mi devoción, creo que Jobs avanzó como persona más rápidamente que su tecnología y el Jobs ambicioso y arrogante de los inicios se transformó en una gran persona. Descansa en paz Steve y gracias por hacernos creer en el destino y en la capacidad de cambio de la gente. Te mando un iBye estés donde estés. 



Seguir con la parte: I, II, III, IV y IV.

Más información - Curso práctico y sencillo de Arduino